Artículos... Noticias saludables.

Las noticias acerca de las bondades del Aceite son abundantes, muy abundantes. Tanto, que sería harto difícil recopilar una muestra suficientemente representativa y que a su vez englobara todos los efectos saludables del producto. Aquí trataré de ir incluyendo algunas de las más significativas, solo algunas:

21-23 de octubre de 2004. Declaración de Jaén firmada por más de 300 especialistas en salud en el Congreso Internacional sobre Aceite de Oliva y Salud celebrado en Jaén. Pdf obtenido de la web Esencia de Olivo.

“En los países desarrollados existe una preocupación importante por el envejecimiento de la población, debido al elevado número de personas implicadas y a las patologías con él relacionadas, incluyendo arterioesclerosis, parkinson, alzheimer, demencia vascular, deterioro cognitivo, diabetes y cáncer.

Los estudios epidemiológicos, muestran que una dieta Mediterránea, rica en aceite de oliva virgen, disminuye el riesgo cardiovascular. La dieta mediterránea, rica en aceite de oliva virgen, mejora los principales factores de riesgo cardiovascular, incluyendo el perfil lipídico, la presión arterial, el metabolismo de la glucosa y el perfil antitrombótico. Además dicha dieta modula positivamente la función endotelial, la inflamación y estrés oxidativo. Algunos de estos efectos se atribuyen a los componentes menores presentes en el aceite de oliva, por lo que en la definición de Dieta Mediterránea debería incluirse dicho alimento.

Diferentes estudios observacionales, realizados en seres humanos, han probado que la grasa monoinsaturada puede proteger del deterioro cognitivo, relacionado con el envejecimiento y con la enfermedad de Alzheimer.

Se ha demostrado que los constituyentes minoritarios presentes en el aceite de oliva virgen son biodisponibles en seres humanos, teniendo capacidad antioxidante y modificando favorablemente la función arterial y la hemostasia, por sus propiedades antitrombóticas.

En países con poblaciones que mantienen la típica dieta mediterránea, y donde el aceite de oliva virgen es la principal fuente de grasa, como ocurre en España, Grecia e Italia, la incidencia de cáncer es menor que en los países del norte de Europa.

El efecto protector del aceite de oliva virgen podría ser más importante en las primeras décadas de la vida, lo que aconseja que su consumo se inicie antes de la pubertad y se mantenga a lo largo de la vida.

Los estudios más recientes apoyan de modo consistente que la Dieta Mediterránea basada en el consumo de aceite de oliva virgen, se acompaña de un envejecimiento saludable y aumenta la longevidad. Sin embargo, a pesar de los significativos avances producidos en los últimos años, se requieren más investigaciones para conocer los mecanismos específicos implicados en dichos efectos, así como la contribución de los distintos componentes de aceite de oliva virgen en sus beneficios". 

-29 de noviembre de 2011. Elaceite.net: la dieta mediterránea con aceite de oliva aumenta la fertilidad femenina.

“Siguen apareciendo estudios confirmando las bondades para la salud de seguir una dieta mediterránea en la que el aceite de oliva virgen tenga un papel esencial.

La pasada semana se presentaron los resultados de un estudio realizado por la Universidad de Navarra con 2.000 mujeres de entre 20 y 45 años que fueron seguidas con una dieta controlada durante 6 años y medio.

El estudio fue elaborado por el departamento de Medicina Preventiva y Salud Pública y el Instituto Cultural y Sociedad de la Universidad de Navarra. La coordinación corrió a cargo de Jokin de Irala, catedrático de Medicina Preventiva de dicha universidad.

Las voluntarias siguieron dos tipos de dietas diferentes:

Una de las dietas se caracterizaba por “alto consumo de carnes rojas, comida rápida, lácteos enteros, repostería industrial, patatas, huevos, cereales refinados, salsas, comidas procesadas y refrescos azucarados”.

La otra seguía lo que se ha venido en considerar un patrón más cercano a la dieta mediterránea, con un alto consumo de aceite de oliva, pescados, verduras, hortalizas, frutas y con carne de ave en lugar de otras carnes rojas. Esta dieta también presentaba un mayor consumo de lácteos bajos en grasas, si bien esto tiene poco que ver con la dieta mediterránea.

Los autores del estudio comprobaron que las mujeres que habían seguido la dieta mediterránea habían acudido un 44% menos a los especialistas por haber tenido problemas para quedarse embarazadas. Las propiedades beneficiosas del uso del aceite de oliva virgen como grasa de referencia en la dieta siguen confirmándose y aumentándose con cada nuevo estudio".

-26.4-12. Aceite de oliva y memoria. 

Un estudio realizado en el Clínic de Barcelona coordinado por el doctor Emili Ros, responsable de la investigación sobre hipertensión y riesgo cardiovascular, ha sido publicado en la revista Journal of Alzheimer`Disiase. El estudio, en el que han participado 447 personas de 55 a 80 años, demuestra que tres componentes básicos de la Dieta Mediterránea, el aceite de oliva (memoria verbal), las nueces (memoria del trabajo) y el vino (memoria cognitiva global), son protectores naturales contra la degeneración cognitiva provocada por la edad. Las cantidades recomendadas son 50 gramos diarios en el caso del aceite y las nueces, y tres copas para hombre y la mitad para mujeres.

Este estudio forma parte de un proyecto más ambicioso (PREDIMET) que trata de determinar el efecto protector de los antioxidantes propios de la Dieta Mediterránea contra las enfermedades del corazón y el cáncer. Por tanto, la alimentación es considerada uno de los ejes fundamentales del estudio y en especial, los característicos de la dieta referida, en los que abundan los ácidos grasos poliinsaturados, las vitaminas del grupo B y los antioxidantes, todos ellos considerados imprescindibles. 

En relación con los dos componentes fundamentales recomendados, es decir, el aceite y las nueces, incluyendo el aceite de nueces, los especialistas recomiendan lo siguiente: el aceite de nueces contiene un alto porcentaje de ácidos grasos poliinsaturados, el aceite de oliva monoinsaturados. Ambas grasas son cardiosaludables y pueden consumirse alternativamente, aunque también se puede optar por consumir aceite de oliva y de cinco a seis nueces diarias. Si se trata de la vitamina E, un antioxidante protector del corazón, el aceite de oliva aporta más que las nueces. Con relación a los esteroles vegetales, un compuesto que reduce la absorción del colesterol, ambos, el aceite y las nueces lo contienen en cantidades considerables. Sin embargo, el aceite de oliva destaca además por su alto aporte de polifenoles, una sustancia antioxidante que evita la proliferación de las placas de ateroma, que obstruyen los vasos, dificultan la circulación y obligan al corazón a bombear más deprisa y más fuerte.

Al beneficio cardiovascular del aceite de oliva, se añade la protección de la memoria y la capacidad mental que, a su vez, puede proteger de la demencia del Alzheimer y del declive cognitivo asociado a la edad. El estudio considera que el aumento de la edad conlleva un disminución del rendimiento cognitivo, especialmente de la memoria, y describe los factores que pueden reducir el deterioro de las funciones mentales, siendo la alimentación uno de los más valorados. En este sentido la dieta mediterránea, rica en ácidos grasos poliinsaturados, vitamina B y antioxidantes, resultan imprescindibles.

-7 de octubre de 2013. Oleo Revista: Un nuevo proyecto europeo descubre nuevas bondades sobre el aceite de oliva. 

“Hasta ahora se ha sabido que el aceite de oliva es un ingrediente natural y saludable fundamental en la dieta mediterránea. Sus efectos protectores contra enfermedades asociadas al estrés oxidativo como las cardiovasculares, la neurodegenerativas o el cáncer se atribuían hasta ahora a su alto contenido de ácidos grasos monoinsaturados.

Sin embargo, el proyecto financiado con fondos europeos Eurolive, “The effect of olive oil consumption o oxidative damage ineuropean populations” (“El efecto del consumo de aceite de oliva sobre la oxidación en la población europea”), ha estudiado la posibilidad de que otros factores químicos también contribuyan a los beneficios documentados del aceite de oliva para la salud. Sus socios, dirigidos por un equipo científico del Instituto Hospital del Mar de Investigaciones Médicas (IMIM) en Barcelona, se propusieron averiguar si el aceite de oliva rico en compuestos fenólicos (como es el caso del aceite de oliva virgen) ofrecía beneficios para la salud distintos a los que ya se sabe que ofrecen otros tipos de aceite de oliva.

El equipo ejecutó seis ensayos clínicos en los que se administró durante tres semanas a doscientos voluntarios sanos veinticinco mililitros diarios de tres tipos de aceite de oliva, cada uno con un contenido de polifenoles distinto. La dosis es similar a la cantidad diaria ingerida normalmente en los países mediterráneos.

Los resultados mostraron que a mayor contenido de polifenoles, mayor era el nivel de HDL (llamado también colesterol bueno). Además se registraron efectos positivos en cuanto al índice aterogénico (el total de colesterol en función del colesterol HDL) y se observó que el daño oxidativo de los lípidos presentaba una relación de descenso lineal con el contenido de polifenoles del aceite de oliva. La oxidación de lípidos supone un factor de alto riesgo de cara al desarrollo de cardiopatía isquémica.

Por último, los resultados de Eurolive mostraron que el consumo de veinticinco mililitros diarios de aceite de oliva, en sustitución de otras grasas, no provocaba un aumento de peso en los participantes. Para muchos, estos resultados inclinan definitivamente la balanza a favor de las propiedades antioxidantes de los polifenoles del aceite de oliva y confirman el valor añadido del aceite de oliva virgen frente a otros aceites a la hora de proteger frente a las cardiopatías y otros factores de riesgo".

-1 de diciembre de 2013. XL Semanal ABC: El estudio español que ha revolucionado el mundo. Marisol Guisasola.

22-1-14. Instituto Carlos III. El aceite de oliva virgen reduce hasta un 66% el riesgo de problemas circulatorios en extremidades.

«Científicos del Centro de Investigación Biomédica en Red-Fisiopatología de la Obesidad y la Nutrición (CIBERobn) del Instituto de Salud Carlos III demuestran, una vez más, los beneficios de la Dieta Mediterránea en la disminución del riesgo de arteriopatía periférica.

El hallazgo se enmarca en el estudio PREDIMED, el principal ensayo clínico de intervención dietética en España, uno de los mayores del mundo, acometido durante 10 años sobre una muestra poblacional de cerca de 7.500 personas.

Madrid, 22 de enero de 2014. Investigadores españoles de CIBERobn del Instituto de Salud Carlos III liderados por el Dr. Miguel Ruiz-Canela y el Prof. Miguel A. Martínez-González, profesores de Medicina Preventiva de la Universidad de Navarra, han publicado en JAMA (Journal of the American Medical Association) que una intervención de educación dietética con abundante provisión gratuita de aceite de oliva extra-virgen obtuvo una reducción relativa de riesgo del 66% de arteriopatía periférica. El hallazgo valida los mayores beneficios de la dieta mediterránea frente a la arteriosclerosis encontrados en el ensayo clínico aleatorizado PREDIMED, financiado por el Instituto de Salud Carlos III. Con un intervalo de confianza al 95: del 42% a 80% de reducción relativa de riesgo, el hallazgo demuestra la fuerte reducción del riesgo de enfermedad arteriosclerótica periférica sintomática. Durante más de 4 años de intervención y seguimiento, el análisis se llevó a cabo en 2.539 participantes asignados a aceite de oliva virgen en comparación con un grupo control de 2.444 participantes que recibieron educación para seguir una dieta baja en grasas. “Otro grupo, con 2.452 participantes, también recibió educación en dieta mediterránea pero se les regalaban frutos secos en vez de aceite de oliva virgen. Este grupo de frutos secos también experimentó una reducción significativa del riesgo, del 50% (19% a 70%) en comparación con el grupo control”, explica el Dr. Martinez-González.

Aceite de oliva virgen, combustible natural para humanos. Este es el primer ensayo clínico que ha mostrado que una intervención dietética puede reducir el riesgo de arteriopatía periférica. Esta enfermedad, también conocida como enfermedad vascular periférica, se manifiesta cuando hay un estrechamiento u obstrucción en las arterias del miembro superior o inferior. Generalmente ocurre en las arterias de las piernas (isquemia de miembros inferiores). Sus síntomas más frecuentes se expresan con la claudicación intermitente que se manifiesta por dolor al caminar (generalmente en las pantorrillas) y que se atenúa al detenerse. “Puede ocasionar complicaciones como úlceras o heridas que no cicatrizan, infecciones en los pies o incluso gangrena. En casos graves y avanzados puede ser necesaria la amputación. La causa es la arteriosclerosis de las arterias de las piernas. La presencia de arteriopatía periférica suele ser indicio de que la arteriosclerosis puede estar también presente en las arterias coronarias o cerebrales”, aclara el investigador del CIBERobn. Más del 5% de la población mayor de 50 años sufre esta enfermedad. Los fumadores, diabéticos y quienes tienen elevada la presión arterial o el colesterol son más propensos a padecerla. PREDIMED medicina mediterránea. El ensayo aleatorizado PREDIMED (Prevención con Dieta Mediterránea), financiado por el Instituto de Salud Carlos III e incluido en el CIBERobn, es el mayor ensayo clínico dirigido a analizar los efectos de la dieta mediterránea sobre las complicaciones de la arteriosclerosis. Este ensayo incluyó a 7.447 hombres y mujeres españoles de 55 a 80 años de alto riesgo de enfermedad vascular arteriosclerótica. Fueron asignados al azar a 3 dietas. Dos grupos recibieron una intervención dietética para fomentar la dieta mediterránea tradicional (rica en aceite de oliva virgen, frutos secos, verduras, frutas, pescado, vino tinto y legumbres, pero reducida en carnes rojas, bebidas azucaradas y dulces). En uno de los grupos mediterráneos se regalaba a los participantes 1 l/semana de aceite de oliva virgen (incluyendo el consumo familiar) y en el otro se regalaban frutos secos. Al tercer grupo se le instruía en una dieta baja en grasa. La intervención dietética incluyó entrevistas personales trimestrales con dietistas y sesiones de grupo también trimestrales. En el programa no se incluyó ninguna reducción de ingesta energética ni promoción de actividad física. Según el autor senior del estudio, el Prof. Martínez-González, catedrático de Medicina Preventiva en la Universidad de Navarra, estos son los mayores beneficios que ha mostrado el ensayo PREDIMED:”recientemente hemos podido poner de manifiesto que una intervención con dieta mediterránea era capaz de lograr una reducción relativa del 30% en el riesgo de enfermedad cardiovascular mayor (infarto, ictus o muerte) y de diabetes. La gran reducción de riesgo observada ahora para la arteiopatía periférica es todavía más impresionante; de hecho es el mayor efecto protector comprobado en nuestro ensayo y proporciona un respaldo sólido al efecto global beneficioso de las dietas de tipo mediterráneo contra la arteriosclerosis”.

-Abril de 2014. Revista Alimarket nº 282. Javier Rodríguez. El aceite de oliva es utilizado por algunas empresas de alimentos como un condimento saludable.

Diario Córdoba. 14 de junio de 2016. Un nuevo estudio revela los beneficios del aceite de oliva. Su consumo habitual protege de la inflamación de los vasos sanguíneos. Investigación de la Universidad de Córdoba (UCO) en el Instituto Maimónides de Investigación Biomédica (IMIBIC) y el Hospital Reina Sofía, financiado por el Instituto de Salud Carlos III y publicado en la revista científica European Journal of Nutrition

«El consumo de aceite de oliva virgen protege de la inflamación de los vasos sanguíneos, según desvelan en un estudio investigadores de la Universidad de Córdoba (UCO) en el Instituto Maimónides de Investigación Biomédica de Córdoba (IMIBIC) y en el hospital universitario Reina Sofía, tras comprobar los efectos beneficiosos del alimento en pacientes con síndrome metabólico.

Según ha informado la UCO, los investigadores han determinado que el aceite de oliva virgen tiene varias virtudes, entre ellas contener compuestos fenólicos, que son moléculas con efectos positivos para la salud. De hecho, la citada investigación de científicos de la UCO en el Imibic y en el Reina Sofía ha permitido conocer nuevos efectos del aceite de oliva virgen en el organismo.

La conclusión a la que han llegado es que con un desayuno que incorporaba este alimento, las células que revisten las arterias estaban más protegidas frente a inflamaciones, orígenes de problemas cardiovasculares, respecto a otros tipos de aceite de oliva que no aportaban la misma cantidad de estos compuestos.

En un trabajo financiado por el Instituto de Salud Carlos III, se buscaba conocer los efectos antiinflamatorios del aceite de oliva. Para ello se evaluó si una dieta rica en aceite de oliva virgen reportaba más beneficios para el organismo que otra en la que se usara aceite de oliva con un porcentaje de refinado. Concretamente, se distribuyeron desayunos a 20 pacientes con síndrome metabólico (conjunto de factores de riesgo que llevan a una persona a poder padecer una enfermedad cardiovascular) del hospital universitario Reina Sofía con aceite de oliva virgen y con el mismo aceite tras retirarle los polifenoles. La investigación ha sido recientemente publicada en la revista científica European Journal of Nutrition.

Células del endotelio. Dos horas después del consumo del alimento se extrajeron de los pacientes muestras de plasma sanguíneo. El suero se puso en contacto con un cultivo de células del endotelio humano, aquellas que recubren las arterias. Cuando el suero procedía de personas que habían ingerido aceite de oliva virgen se observaba que las células del endotelio estaban más protegidas ante la inflamación que las de los aceites refinados, pobres en compuestos fenólicos.

Según ha explicado el catedrático en la UCO y jefe de Servicio de Medicina Interna en el Hospital Reina Sofía, Francisco Pérez Jiménez, “la inflamación es una reacción de la célula ante una situación de estrés oxidativo. Si no reacciona ante agentes denominados especies reactivas del oxígeno, la célula corre el riesgo de morir”».

"La fritura de verdura con virgen extra, una bendición para la salud". Revista Alcuza. Octubre 2015.

Investigadores de la Universidad de Granada confirman la fritura con oliva virgen extra de hortalizas frescas como la patata, la berenjena o el tomate mejoran su capacidad antioxidante.

"AOVE, aliado frente al cáncer de mama y la diabetes". Revista Oleo. 4º trimestre de 2015.

El estudio multicéntrico Predimed, Prevención con Dieta Mediterránea, no deja de arrojar nuevos descubrimientos de los beneficios que genera el consumo de zumo de aceituna para la salud humana. En este caso, ha demostrado que una Dieta Mediterránea rica en aceite de oliva virgen extra reduce en dos terceras partes el riesgo de desarrollar cáncer de mama y reduce hasta un 44% el riesgo de sufrir retinopatía diabética.